Lanzarse a la piscina: Karla Schwartzmann

Por Rodrigo Alomía
Con 27 años decidió renunciar a su trabajo en enero pasado para dedicar sus días a Get a K, su blog personal sobre estilo de vida, y a asociarse a TE MATA, un estudio de diseño gráfico que quiere dar la hora.

Cuando era niña y le preguntaban qué quería ser de grande, Karla no era la típica pequeña que soñaba con ser bailarina, abogada o médico. Solo sabía que le gustaba la moda, pero nunca siguió la carrera de Diseño de Modas porque era mala dibujando. Tras estudiar Administración en la universidad, viajó a Barcelona para seguir una maestría en Marketing y Comunicación de Moda, y regresó al Perú para enfocarse en su trabajo en una tienda por departamento. Hoy, ha dado un giro de 180 grados para emprender nuevos rumbos en su vida.

¿Por qué un blog?

Mi familia y amigas siempre me decían que ponga un blog, porque me fascinaba la moda y la fotografía. El día que renuncié a mi anterior trabajo me fui a la playa con mi amiga y socia Gabriela Maskrey y me dijo: «Ok, hoy te hacemos el blog». GET A K no es muy narrado, trata más bien fotografías y hashtags sobre estilo de vida y moda.

¿Fue complicado lanzarte a la piscina?

Tomar la decisión fue difícil, pero dada mi edad y situación actual de vida es un riesgo que puedo afrontar hoy.

¿Cuán presente está la moda en tu día a día?

Desde que me levanto a hacer deporte y tengo que elegir la ropa adecuada. Creo que la moda está en todo, durante todo el dia. Combino de todo, prendas baratas y marca.

¿Qué hay sobre sobre TE MATA?

Es un estudio de diseño gráfico con el que estamos empezando de a pocos. Por ahora trabajamos con dos marcas de moda. Yo me encargo de la parte administrativa y de clientes, y Gabriela ve lo que es puramente diseño. Tiene bastante experiencia en esto.

¿Cómo rompes con la rutina?

Siendo freelance me siento mucho más libre, aunque al inicio me costó acostumbrarme. Yo siempre he corrido, pero hace un año me fisuré la vértebra y ahora estoy tratando de retomar el running acompañándolo de pilates.

¿Te acostumbraste al pilates?

Me cuesta un poco porque no es mi tipo de deporte. Es mucho más calmado y no tan intenso como a mí me gusta. Pero creo que debo empezar y es lo que le va a hacer bien a mi espalda [risas].

¿Cómo recuerdas ese año que estudiaste en Barcelona?

Mi idea y objetivo era viajar por lo menos una vez al mes, así sea a Madrid. Pero lo cierto es que cuando ya cruzaste el charco puedes viajar mucho más: Ámsterdam, Grecia, Lisboa, ¡fue increíble! Crecí mucho, viví mucho, aprendí mucho. Viajando tienes la libertad que no tienes en ningún otro momento de tu vida.

¿Qué proyecto a largo plazo te quita el sueño?

Siempre he querido tener una franquicia de alguna marca extranjera, sea pequeña o grande. Pero uno nunca sabe, de repente me meto mucho en el diseño gráfico y estudio algo de branding e imagen de marca. Creo que cuando vas avanzando te das cuenta de que hay cosas que necesitas y quieres saber a como dé lugar.

Cuando era niña y le preguntaban qué quería ser de grande, Karla no era la típica pequeña que soñaba con ser bailarina, abogada o médico. Solo sabía que le gustaba la moda, pero nunca siguió la carrera de Diseño de Modas porque era mala dibujando. Tras estudiar Administración en la universidad, viajó a Barcelona para seguir una maestría en Marketing y Comunicación de Moda, y regresó al Perú para enfocarse en su trabajo en una tienda por departamento. Hoy, ha dado un giro de 180 grados para emprender nuevos rumbos en su vida.

¿Por qué un blog?

Mi familia y amigas siempre me decían que ponga un blog, porque me fascinaba la moda y la fotografía. El día que renuncié a mi anterior trabajo me fui a la playa con mi amiga y socia Gabriela Maskrey y me dijo: «Ok, hoy te hacemos el blog». GET A K no es muy narrado, trata más bien fotografías y hashtags sobre estilo de vida y moda.

¿Fue complicado lanzarte a la piscina?

Tomar la decisión fue difícil, pero dada mi edad y situación actual de vida es un riesgo que puedo afrontar hoy.

¿Cuán presente está la moda en tu día a día?

Desde que me levanto a hacer deporte y tengo que elegir la ropa adecuada. Creo que la moda está en todo, durante todo el dia. Combino de todo, prendas baratas y marca.

¿Qué hay sobre sobre TE MATA?

Es un estudio de diseño gráfico con el que estamos empezando de a pocos. Por ahora trabajamos con dos marcas de moda. Yo me encargo de la parte administrativa y de clientes, y Gabriela ve lo que es puramente diseño. Tiene bastante experiencia en esto.

¿Cómo rompes con la rutina?

Siendo freelance me siento mucho más libre, aunque al inicio me costó acostumbrarme. Yo siempre he corrido, pero hace un año me fisuré la vértebra y ahora estoy tratando de retomar el running acompañándolo de pilates.

¿Te acostumbraste al pilates?

Me cuesta un poco porque no es mi tipo de deporte. Es mucho más calmado y no tan intenso como a mí me gusta. Pero creo que debo empezar y es lo que le va a hacer bien a mi espalda [risas].

¿Cómo recuerdas ese año que estudiaste en Barcelona?

Mi idea y objetivo era viajar por lo menos una vez al mes, así sea a Madrid. Pero lo cierto es que cuando ya cruzaste el charco puedes viajar mucho más: Ámsterdam, Grecia, Lisboa, ¡fue increíble! Crecí mucho, viví mucho, aprendí mucho. Viajando tienes la libertad que no tienes en ningún otro momento de tu vida.

¿Qué proyecto a largo plazo te quita el sueño?

Siempre he querido tener una franquicia de alguna marca extranjera, sea pequeña o grande. Pero uno nunca sabe, de repente me meto mucho en el diseño gráfico y estudio algo de branding e imagen de marca. Creo que cuando vas avanzando te das cuenta de que hay cosas que necesitas y quieres saber a como dé lugar.

Fotografía: Alonso Molina
Asistente de fotografía: Alejandro León
Producción: Pia Gonzales-Vigil
Dirección de Arte: Ursula Castrat
Maquillaje y peinado: Sandy Fridman
Agradeciemientos: Fascino La Galería, Intimoda,
Balkanica, The Hanger, María, Quay Australia