La última cena de la cumbia digital

Escribe: María Jesús Zevallos / Foto: Macarena Tabja
El dúo Dengue Dengue Dengue! ya no quiere tocar la misma cumbia electrónica que hizo que la gente se preguntara de dónde salieron, hace tres años. Por estos días, Felipe Salmón y Rafael Pereira salen en su primera gira europea y buscan, como lo vienen haciendo en el Perú, que la gente escuche y baile con lo desconocido, mezclando ritmos tropicales cada vez más alejados de nosotros.
dengue1

«Hacer lo mismo siempre aburre al público, pero más nos aburre a nosotros», dice el músico Rafael Pereira, integrante de Dengue Dengue Dengue!, un dúo de dj’s que detesta repetirse. Por eso ahora procuran tocar menos esa cumbia digital que, en 2010, revivió la cumbia psicodélica peruana de los años sesenta y setenta mezclada con ritmos como el dubstep y el drum & bass. La gente llenaba sus tocadas, y si alguno no entendía qué estaba escuchando, solo abría los oídos y movía el cuerpo al ritmo de las mezclas de este par de enmascarados. Eso fue hace tres años.

Pero hoy, que están por embarcarse en su primera gira europea, en la mente de ambos músicos resuena la misma pregunta cuando el público pide los hits de siempre: «¿No te aburriste ya de escuchar lo mismo?». El dúo quiere cambiar la página. Por eso acaban de firmarle un tema a Enchufada Records, una disquera de Portugal. No están seguros de qué género es ese track, «pero definitivamente no es cumbia». Ya es hora, dicen, de expandir sus horizontes y el de sus oyentes.

Por estos días Dengue Dengue Dengue! experimenta con géneros poco comunes, como el moombathon o el zouk bass, un ritmo creado por dos djs portugueses que combina la música electrónica con ritmos africanos. Y esto es lo que disfrutan ambos músicos peruanos: combinar ritmos de cualquier parte del mundo. «Hacer música electrónica es esa ventana para experimentar», dice Felipe Salmón, el otro dj, desde su departamento: ahí donde se juntan los vinilos, las consolas y las máscaras psicodélicas de las tres D.

No aburrirse con su trabajo es tan importante para estos dj’s como el presentarle sonidos nuevos al público. Pero eso, un escenario tan cerrado como el peruano, puede complicar las cosas. Para ambos, no solo basta con hacer que la gente se divierta, sino también con exponerlos a ritmos que no han escuchado antes. «Así veamos que la gente quiere otra cosa, igual le ponemos lo nuevo. No importa», dice Pereira, convencido de que junto a la música, también cambian los escenarios.

Dengue Dengue Dengue! se va de gira por ocho países de Europa. Serán seis semanas de doce presentaciones en doce lugares. Y, aunque ya han podido tocar en países como Brasil y México, nunca han estado del otro lado del Atlántico. El dúo ha recibido buenas críticas de medios europeos, y tienen reseñas positivas en países como España, Francia, Inglaterra y Alemania. Sin embargo, tocar en lugares tan alejados puede resultar intenso. Como en Viena, por ejemplo, donde tocarán en un festival de jazz.

Pero la preocupación no es más que algunas mariposas en el estómago. Comenzaron desde el riesgo y eso es lo que continúan haciendo. Y, aunque ahora se están concentrando en sonidos africanos, no se sabe dónde terminará la exploración. Lo que más les gusta, dicen ambos, es hacer que la gente baile con cosas que no conoce. «Tal vez piensen que estamos locos, pero creemos que si la gente acaba de escuchar algo nuevo, tal vez les guste», dice Salmón, aunque reconoce que Lima es un público difícil.

Ellos lo saben. Saben que mezclar un ritmo popular con la electrónica fue casi un capricho. Dos extremos que, al menos en el Perú, nunca se habían encontrado. Pero funcionó desde la primera vez que tocaron. Y, aunque hubo momentos en los que sus públicos no entendían muy bien qué sucedía frente a ellos, la potencia de la música pudo más que las dudas naturales ante lo desconocido.

Eso sí: Felipe Salmón y Rafael Pereira saben que, si bien la búsqueda de nuevos ritmos los empuja a producir los beats que tocan en vivo, nunca se alejarán completamente de la cumbia. «Siempre habrá cumbia –dice Pereira–. Pero si descubrimos por ahí un ritmo que no conocíamos y que está bueno, lo meteremos al proyecto». Así, el dúo Dengue Dengue Dengue! espera sorprender a más oídos, cerebros y pies. Todo al mismo tiempo.