El segundo round

Por Pablo Vilcachagua / Fotografía de Augusto Escribens
Jorge Muñoz se sabe de memoria la historia de cada cuadro colgado en el Palacio Municipal de Miraflores. Con el mismo ímpetu con que camina describiendo las obras que engalanan al edificio neocolonial hace un recuento de sus días como alcalde, mientras confirma su intención de lanzarse a la reelección.
IMG_6326 ret

¿Cuáles fueron las dificultades más importantes que encontró en estos cuatro años de gestión?

Más que dificultades, lo que siempre veo es que en Miraflores hay un espíritu de colaboración entre la gente, al punto que esta gestión la vengo haciendo junto con los vecinos del distrito. Por ejemplo, todos los miércoles abrimos las puertas de la municipalidad para recibir a los vecinos y escuchar sus inquietudes, ideas, demandas, petitorios, felicitaciones. Hoy en día hemos atendido a más de ocho mil personas, eso hace mucho más llevadera la gestión.

Miraflores ha mantenido una de las mejores propuestas culturales a lo largo de estos años, ¿cuál es su balance?

Muy positivo. Tenemos una expresión cultural viva en nuestros parques, espacios públicos, galerías, en todos los lugares en donde el arte y la cultura puedan estar. Por ejemplo, una de las cosas que me llena de alegría es el programa ‘Cine bajo las Estrellas’, un cine que lo vamos llevando itinerantemente a distintos espacios públicos.

En el malecón pusimos una escultura de José Tola que ha sido bien recibida por la comunidad. Es un lujo tener una escultura de esa naturaleza. De igual forma, acabamos de reconocer también al poeta Antonio Cisneros, haciéndole una escultura que tiene un bolsillo con profundidad, donde la gente puede dejarle una flor. Es una hermosa escultura de un hombre reconocido, un gran miraflorino.

¿Cuáles son los resultados del plan de seguridad que viene desarrollando el distrito?

Durante esta gestión se han conseguido grandes cosas, por ejemplo, haber sido reconocido el 2012 por el Instituto Karolinska como una comunidad segura. También el año pasado obtuvimos el premio de seguridad municipal otorgado por la organización Ciudadanos al Día. Además, hemos realizado 165 reuniones del Comité Distrital de Seguridad Ciudadana, algo que no se ha hecho en ninguna otra gestión. Sin embargo, también hay algunas noticias lamentables, como sucede en cualquier parte del mundo. Justamente hay que trabajar en el tema de prevención para evitar los actos delincuenciales.

¿Por qué considera que el proyecto de ley que busca transferir la propiedad de la Costa Verde a la Municipalidad de Lima es “peligroso”?

La iniciativa es propuesta por siete congresistas provincianos que conocen poco de la realidad de la Costa Verde, y no solo es peligroso: es malo, inconstitucional y confiscatorio. No se ha escuchado a las partes vinculadas con este tema. Lo que se pretende con esta actitud confiscatoria es tomar terrenos de la municipalidad. Imagínate, el estadio Manuel Bonilla, el complejo ‘Chino Vásquez’, las canchas de tenis, todas ellas pasarían a ser propiedad de la Municipalidad de Lima. Ahí hay cosas que no son constitucionalmente válidas.

¿Cuál es el estado de esta iniciativa?

He conversado con la alcaldesa metropolitana acerca de este tema y ella me dijo que consideraba que era pertinente la propuesta que se había hecho. Inclusive escribí un artículo en El Comercio donde mostré toda la posición de la Municipalidad de Miraflores y del alcalde en concreto. Por lo menos se ha generado la reflexión y en el Congreso nos han dicho que nos llamarán para conversar.

Su gestión se ha visto marcada por las críticas al proyecto del estacionamiento subterráneo cercano al Parque Kennedy. ¿Cuál es el estado de esta obra?

El subterráneo estará bajo las calles peatonales Virgen Milagrosa y Lima, y se encuentra en proceso. Si comparas la obra similar que se pretende hacer en San Isidro, a ellos no los han hecho pasar por una serie de exigencias por las que sí pasamos nosotros. Por ejemplo, nos pidieron 150 perforaciones para saber si existen restos arqueológicos. Tras comprobar que no los hay, se obtuvo el CIRA (Certificado de Inexistencia de Restos Arqueológicos). Ahora estamos en proceso del EIA (Estudio de Impacto Ambiental), que nos lo tiene que dar el Ministerio de Vivienda. Con esas dos cosas en la mano se inicia la obra, pero ya hay muchas cosas avanzadas.

¿En qué momento decide postular a la reelección?

Cuando veo que hay una serie de obras y proyectos que deben ser continuados. Todas estas cosas que los vecinos de Miraflores están esperando son una preparación de la ciudad de cara a los Panamericanos del 2019 y si no tenemos una idea de cómo se darán las cosas, muchos de los proyectos quedarán truncos.

¿Recibió alguna propuesta para candidatear alejado de Somos Perú?

Yo he nacido en Somos Perú y me siento cómodo en mi casa. Además hay un tema de coherencia, ya que la gente está cansada de los que saltan de un lugar a otro, de aquellas personas que buscan ‘vientres de alquiler’.

¿Qué obra considera la más importante de su gestión?

Una de las más importantes es la remodelación de la avenida Larco. Ahora tenemos una ciclovía de trece cuadras y una vía inclusiva con semáforos que anuncian cuándo se puede cruzar.

¿Cuáles son las tres propuestas más importantes de su candidatura?

Primero: terminar el tema del Puente Mellizo (ampliación del Puente Villena); segundo: conectar la parte alta del distrito con la parte baja a través de teleféricos; y la más importante: consolidar el modelo de seguridad ciudadana de Miraflores, para tal efecto hemos invitado como candidato a regidor al exministro del interior Gino Costa.

Al estar a puertas de culminar su gestión, ¿cómo ha cambiado su percepción del papel que tiene un alcalde?

No ha cambiado, pero definitivamente una cosa es jugar el partido y otra muy diferente es estar en la tribuna. Sin embargo, si uno si tiene la visión clara desde la tribuna y tiene habilidad para jugar el partido, va a saber cómo jugar en la cancha.

¿Considera que existe un enfrentamiento entre usted y Manuel Masías?

Eso son apreciaciones particulares. Tenemos estilos distintos, sí: yo soy más apegado a las normas y al orden. Lamentablemente encontré la municipalidad muy desordenada. En ese sentido, hay que continuar manteniendo el compromiso que uno tiene con los vecinos y el buen manejo del dinero público que pertenece a todos.

¿Será un rival difícil?

Él está haciendo su labor, pero prefiero no hablar de esas cosas. Si tendría que conversar acerca de un candidato a la alcaldía, me gustaría hacerlo en un debate.

¿Ya tiene en mente dónde realizará su cierre de campaña?

He vivido, vivo y probablemente en este distrito encuentre mi fin. Me encanta Miraflores, es un distrito para caminar y disfrutar, y todos los lugares son importantes. En anteriores oportunidades he cerrado en Santa Cruz y espero volver a hacerlo ahí, le tengo mucho cariño.